Campaña CHILE ALIMENTA CHILE

0
87
Campaña CHILE ALIMENTA CHILE
   

Campaña CHILE ALIMENTA CHILE

  • RECONSTRUYAMOS NUESTRA AGRICULTURA
   

Distintos países advierten una compleja crisis alimentaria para el mundo. Ante la crisis del coronavirus, Chile también enfrentará una inminente escasez de alimentos básicos, la cual aún podemos revertir con la urgente participación y apoyo de todos. Es por esto, que parlamentarios, productores agrícolas y otros actores de la sociedad civil se unen en una cruzada que busca revertir esta inminente catástrofe. Juntos han decidido lanzar el llamado nacional “Chile alimenta Chile”. Una campaña que invita a todos los sectores de decisión, producción y consumo a aunar esfuerzos para asegurar con urgencia la producción agrícola nacional y que junto al Gobierno encuentren respuestas rápidas y eficientes para garantizar la alimentación de los chilenos en medio de esta pandemia.

Es así como los diputados Iván Flores (DC) y Harry Jurgensen (RN), instan al Gobierno a instalar una mesa en la que no solo estén representantes del mundo del agro, sino que se convoque a distintos ministerios, como Economía, Agricultura, Hacienda, Interior y Desarrollo Social, para definir salidas rápidas al problema.

“Hoy más que nunca debemos tener claro que la agricultura es una actividad estratégica. Debemos poner el foco en nuestra seguridad alimentaria. Es urgente hacer cambios y generar políticas públicas para recuperar nuestra agricultura y no depender de las importaciones para asegurar el stock de materias primas para alimentos básicos, como el trigo, carne o la leche. Por ejemplo, el abastecimiento de trigo proviene principalmente de Argentina, de la que dependemos en la mayor parte de lo que consumimos, y la difícil situación de ellos no asegura que podrán abastecernos. Estamos hablando de algo tan básico como el pan”, explica el diputado Harry Jurgensen.

En tanto, el diputado Iván Flores afirma, “estamos preparando el suelo porque es el momento preciso para sembrar, pero los agricultores no lo están haciendo en toda su capacidad porque hay un grave problema financiero, por falta de apoyo y una política de Estado clara, por incertidumbre, y si no se siembra ahora, deberemos esperar al siguiente ciclo, o sea hasta un año más y mientras tanto qué!, con qué alimentamos Chile! Pongamos sentido de urgencia, de humanidad y de seguridad alimentaria nacional”.

Por ende, considera este grupo que es fundamental hacer un llamado al Gobierno, a todos los políticos y actores involucrados a reconstruir el agro. “No podemos fallarles a los chilenos y debemos tener todas las garantías para alimentarlos”, aseguran.

 

¿Por qué estamos en esta situación?

Teniendo toda la capacidad para autoabastecernos, Chile es cada vez más un importador progresivo de algunos productos alimenticios esenciales: trigo, carne, lácteos, arroz, legumbres y alimentos fabricados, entre otros. Además, hemos tenido que enfrentar la falta de control de las distorsiones a la libre competencia en los mercados de importaciones de productos. A su vez, en los mercados internos de compra de productos alimenticios primarios, se ha reducido sistemáticamente la proporción de autoabastecimiento de estos artículos y la dependencia de proveedores extranjeros ha ido en aumento, independientemente de la menor calidad de los productos importados.

Adicionalmente, a los desincentivos a la producción primaria para mantener la autosuficiencia en la producción de alimentos esenciales, se suman las medidas de diversos actores relevantes (proveedores de suministros fundamentales, empresas de factoring, bancos y otros) que impactan la liquidez del sector, reduciendo o eliminando líneas de crédito, acortando sus inventarios, afectando la disponibilidad de repuestos o servicios.

Al margen de los efectos directos del Covid-19, la descoordinación de medidas de administración en forma agregada causa un impacto fatal a la cadena productiva.

Estamos en plena temporada de siembras que determinará la disponibilidad de los alimentos esenciales. Los productores agrícolas, ya debilitados por la falta de control de las distorsiones en el mercado, no podrán superar la falta de liquidez por el cambio en las políticas crediticias que se ha producido y el volumen de siembras se reducirá significativamente.

 

¿Cuál es la solución?

La solución a este sombrío panorama es hacer que nuestros agricultores tengan las herramientas necesarias para poner en marcha toda la capacidad productiva de nuestra tierra. Experimentar una crisis alimentaria sobre una pandemia sanitaria y social, en un país que goza de un amplio territorio con recursos agrícolas sería muy grave e imperdonable a quienes no tomen decisiones a tiempo.

Por estas razones, con urgencia, entregaremos a las autoridades un petitorio de tres puntos esenciales, del cual queremos que usted sea parte, para ello debemos:

1) Elaborar con prontitud, un conjunto de compromisos para que Gobierno, parlamento, productores, proveedores, instituciones financieras, seguros, factoring y otros, hagan un esfuerzo que permita garantizar la seguridad alimentaria de nuestro país. ¡Un equipo unido para todo Chile!

2) Lograr compromiso del Ejecutivo para controlar estrictamente y en tiempo real las distorsiones en los mercados de importación y de compra de productos primarios, de modo que todos los afectados por dicho riesgo puedan planificar e invertir a corto, mediano y largo plazo con un horizonte claro.

Es urgente asegurar nuestra producción agrícola antes de que sea demasiado tarde.

Reconstruyamos nuestra agricultura

Chile alimenta a Chile

www.chilealimentachile.cl

 

 

 


Impacta Comunicaciones
www.impactacomunicaciones.cl

 

 

     

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here